[ROLEO DE PRIMUS GOLUUD] CORRUPCIÓN

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

[ROLEO DE PRIMUS GOLUUD] CORRUPCIÓN

Mensaje por Invitado el Vie Oct 10, 2014 7:59 am


Amanecía en el polvoriento y longevo planeta Rhelg, un viejo santuario de gran estima para los devotos de la oscuridad. La fuerza con que ardía cada rayo solar sobre las masas y se establecía sin cesar sobre las dunas del terreno árido, ese gigante desierto inagotable en el que los recuerdos se perdían junto a los viajeros. Lo único que no había era razones para dirigirse a un planeta que ha sido olvidado por los Sith desde la última vez cuando fue la sede provisional de la Orden Sith tras la  división política que acabó en un cruento conflicto bélico entre ambas facciones, casi extinguiendo los Sith pero dándoles un motivo para resurgir. En la extensión rocosa junto a la meseta más alta se encontraba los olvidados restos de la fortaleza de Ludo Kressh, Lord Sith y discípulo de Marka Ragnos. La antigüedad era relativa al olvido que ha sufrido este inhóspito mundo poco conservado aun manteniendo ciertas estructuras que recordaban al glorioso pasado y que guarda el trasfondo como la marca de las tinieblas. Pese a que el tiempo ha dejado su huella en el lugar, por varios años ha sido ocupado con la misma finalidad que la de su antiguo amo, servir como los aposentos personales. Él se encontraba dentro de aquella fortaleza, en el principal vestíbulo que yacía cubierto en la negrura de las sombras, rodeado de la tosca piedra de la edificación y poco iluminado por las flamígeras antorchas que desprendían gran vaho debido a la intensidad de las llamas. Su rostro era irreconocible en tal oscuridad, sólo una parte podía verse desde la perspectiva izquierda reflejándose nada más y nada menos que una expresión de sadismo, una vil sonrisa que esbozaba el individuo seguramente bajo el éxtasis de todos sus pensamientos, haciéndolos como planes con una finalidad para el futuro; un futuro que quizá robaría a otros. Alzó la mirada al fondo del gran recibidor sentado en lujoso sillón, acaparándose todo al silencio sin ni siquiera haber un sonido en el ambiente y sin embargo lo que observaba no era más que extensa parte de la penumbra mientras que su macilenta piel desprendía sudor en gotas que azotaban al pedregoso suelo cayendo sobre él.

Los rasgos faciales del individuo eran cadavéricos, poco característicos de lo que es un humano y con la apariencia putrefacta pero era únicamente la marca que hacía el lado oscuro sobre sus portadores, esa que no puede deshacerse ni extirparse. El tumor distintivo del reverso tenebroso en lo que queda del recipiente físico; si es que así puede llamarse. En leves movimientos se levantó del sillón ajustándose sus túnicas, cubriendo ahora su rostro por completo con la sombra que hacía la capucha por encima de su cabeza y caminando al acceso principal del vestíbulo, resonando todos sus firmes pasos como ecos en la adversidad, escuchándose la melodía de la corrupción a los oídos de ese sordo fuerte de piedra. La luz de las lejanías se adentraba por las grietas como por las ventanas y los agujeros que tenía la fortaleza en la parte delantera del recibidor, el sujeto en cuestión era visible y ya no estaba uniforme con las mismas tinieblas. Observó la planicie árida por el tragaluz sin mucho interés, con una expresión inmutable siendo esto señal de un hábito común en cualquier ser viviente. La grandeza de la fortaleza voló hace más de un milenio con la conciencia de su antiguo portador desconociéndose cualquier propósito que se tenga con ella; es simple remanente de un antaño glorioso y parte de los vestigios del pasado. Los rayos solares se intensificaban en el ventanal, viéndose como ráfagas por encima del cuerpo del individuo e iluminando con total eficacia. La ausencia de resplandor ya se hacía desesperante en el emplazamiento por lo que el desconocido se decidió por salir y darle inicio al trayecto que abarcaba gran parte de sus horas de meditación entre tanto todos sus pensamientos, se estigmatizaba su sombra en las paredes estando en movimiento dirigiéndose a un viejo umbral que daba acceso a lo desconocido. Así es, lo desconocido. Firmemente en la montaña alzó su mano colocándole como visera en su frente evitando ser atacado por los destellos que le cegaban en intervalos cortos, contemplando la inmensidad del planeta.

—Lord Malakir. La nave está preparada y espera por su presencia— expresó un desconocido de túnicas grisáceas que sostenía el mango de un sable láser sobre su mano derecha, esperando cualquier respuesta del Sith que disfrutaba de la visión de las mesetas rocosas de Rhelg sin embargo no encontraba ningún tipo de respuesta, no había una expresión en el rostro de Malakir ni siquiera la intención de decir una palabra; el silencio era excesivo y se apoderaba de ambos. Asintió con la cabeza, sin mirar al vasallo que le entregaba el mensaje y con ambos fanales en la tosca infinidad de la superficie. La luminiscencia se fortalecía, extendiéndose en el firmamento y lanzándose con presión sobre los cuerpos; aumentando la intensidad con que quemaba. Arreglando sus túnicas cuidadosamente, se da la vuelta retirándose finalmente de la montaña tomando así una ruta árida en forma de espiral que descendía hacia la planicie donde le esperaban. Se hacían huellas en toda la arena, las pisadas alzaban tantos granos de arena como estrellas había en la galaxia; se adhería tanto a los ropajes como a la piel del individuo, el viento la lanzaba a los lados con fuerza y la volvía uniforme con la roca. Se cubría con su mano izquierda del polvo llevándola hacia su rostro sintiendo el azote de los fuertes vientos próximos a una tormenta de arena. Desprovisto de cualquier protección con la adversidad sufría de los efectos de la misma y de toda su implacable hostilidad por lo que tanto el calor como las arenas hacían las suyas sin cesar aunque se podía sentir el lado oscuro de la fuerza en aquel lugar, era vigorosa su presencia haciendo la naturaleza del planeta corrupta. Visualizó al término del trayecto una pequeña nave en un férreo terreno pedregoso rodeada de algunos individuos de túnicas totalmente irreconocibles a distancia. La escolta personal de Malakir, su custodia y sus arcontes. Le seguían a donde iba, hacían cumplir su cometido y el hecho de su existencia dependía directamente de lo que deseara el Sith.

—La nave está lista para el viaje. Hemos estado esperándole desde el momento en que dio la orden; depende de usted el momento de la salida— un tono de voz lúgubre se escuchó en las cercanías sin verse ni siquiera de que individuo provenía el sonido sin embargo se hacía ver lentamente entre los otros, dirigiéndose hacia Malakir. El individuo cubierto de túnicas cuyo rostro estaba cubierto por una máscara, se inclinaba y bajaba su cabeza para rendirle respetos a su superior. Al término del acto este le ordenó levantarse alzando su mano, el sujeto se levantó sin remordimiento alguno y siguió con su mirada encima del Lord Sith.

—Tengo que movilizarme a la Supernova por mandato del Señor Oscuro, tendría que arreglar algunos asuntos de importancia en el Concilio de los Sith— contestó a la sombría presencia que se inclinaba hace algunos segundos hacia él, mirándolo como cualquier otra cosa; un saco de carne viviente de naturaleza arrogante. Confiaba en todos ellos sin embargo no exhibía tanto su guardia al punto de tener que perderlos de vez en cuando; carecía de la grandeza ególatra que mantenían parte de sus homólogos con el hecho querer ser vistos como titanes, siempre con delirios de grandeza. Algo de humildad corría por sus venas por lo que simplemente procedió a la tarea que tenía prevista, subiéndose a la nave desde las escaleras traseras del tren de aterrizaje en compañía de todos los hombres que le escoltaban. Al cerrarse la puerta, el salón tecnológico se oscureció por un momento hasta el inicio de la maquinaria donde el neón se reflejó sobre las armaduras de los sujetos y la del mismísimo Malakir, quitándose la túnica y dejando ver parte de su rostro finalmente. Los pilotos dieron rumbo a Primus Goluud, iniciándose el proceso de ascenso sintiendo cada uno de los tripulantes una sensación de vértigo y creando una dosis de turbulencia en las paredes metálicas. Se sentó sobre el sillón de mando, acomodándose en él y mirando hacia los pilotos que cumplían sus funciones marcando las coordenadas y controlando la nave para evitar cualquier accidente. En los ventanales cubiertos de neo-acero se veía el espacio ya en su esplendor desde estrellas hasta supernovas de todo tipo; las coordenadas significaron un salto al hiperespacio que invirtió el espacio-tiempo por un intervalo de tiempo determinado, culminando con la llegada de la nave a la atmósfera de los remanentes rocosos de Primus Goluud.

—Al bastión principal de la Orden Sith— ordenó, señalando así con su mano derecha en una señal de autoridad que nadie en aquel artefacto volador negaría.

El piloto asintió con una sumisa expresión de miedo haciéndose notar la autoridad del Sith que viajaba en la nave para visitar a Darth Veek Tainted, el Señor Oscuro. La expresión de Malakir era abnegada, sacado en parte del réquiem que vivía temporalmente en su fortaleza pero al mismo tiempo reconocía la recompensa que tenía el trabajo duro en la Orden Sith, estandarte por el quel luchó desde sus primeros años de vida. Acomodando sus túnicas impulsivamente, se subía la capucha cubriendo su cabeza y tapaba parte de su rostro de igual forma. La nave tras descender soltó gran cantidad de vapor postrándose en la plataforma metálica de las afueras de la sede de la Orden Sith en Primus Goluud donde residía el Consejo de los Sith, al que pertenecía Malakir junto a todos sus homólogos. La nave aterrizó, el panel de control lo designaba y ya había total seguridad en la salida por lo que sin más, había forma de retirarse de la nave y así fue, por el mismo tren de aterrizaje bajó la sombra acompañada de sus eternos vástagos y servidores que le custodiaban con la vida. Su mirada se perdía en la inmensidad del lugar y toda su lujuria en máximo esplendor. El momento había llegado.

En edición

Aclaración: Una historia basada en mi personaje en torno a todas las que he hecho. Sigue en edición lo que significa que la estaré actualizando constantemente así que espero que disfruten de ella.


Última edición por Malakir el Lun Dic 08, 2014 4:17 am, editado 3 veces

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: [ROLEO DE PRIMUS GOLUUD] CORRUPCIÓN

Mensaje por Annibal el Vie Oct 10, 2014 8:22 am

En este mismo roleo está admitiendo ser un maldito corrupto y aún así se le permite ostentar el cargo de administrador. Las niñas de hoy en día, de verdad, que están revolucionadas todas.

Dejando de lado eso, está bien el roleo, como siempre.
avatar
Annibal

Mensajes : 964
Fecha de inscripción : 26/08/2013
Edad : 21

Volver arriba Ir abajo

Re: [ROLEO DE PRIMUS GOLUUD] CORRUPCIÓN

Mensaje por Saix el Vie Oct 10, 2014 10:19 am

Tienes una gran capacidad para describir la escena Irek, aunque aveces tanta descripción deja al lector fuera del contexto de lo que es la esencia del roleo, la historia que estas contando. Está magnífico.
avatar
Saix

Mensajes : 3966
Fecha de inscripción : 25/08/2011
Edad : 20
Localización : Undefined

Volver arriba Ir abajo

Re: [ROLEO DE PRIMUS GOLUUD] CORRUPCIÓN

Mensaje por Darth Vehement el Vie Oct 10, 2014 12:10 pm

Me gusta, espero más (y espero verme a mí).

Notas para el autor: El color de la letra al ser tan oscura dificulta la lectura (ergo, no estaría mal que lo cambiases, me sucedió lo mismo con uno de tus roleos más recientes), hay más fallas gramaticales que ortográficas, se pueden contar con los dedos de una sola mano pero el corrector siempre ayuda.
avatar
Darth Vehement

Mensajes : 66
Fecha de inscripción : 25/08/2014
Edad : 21

Volver arriba Ir abajo

Re: [ROLEO DE PRIMUS GOLUUD] CORRUPCIÓN

Mensaje por Liedsha el Vie Oct 10, 2014 6:57 pm

Mmm, esperaba más de un ADR, de todos modos me encanto. Felicidades.
avatar
Liedsha

Mensajes : 101
Fecha de inscripción : 19/08/2014
Localización : Horno City

Volver arriba Ir abajo

Re: [ROLEO DE PRIMUS GOLUUD] CORRUPCIÓN

Mensaje por Itnemb el Vie Oct 10, 2014 7:00 pm

Como siempre Irek, ya lo superé aprenda de mí, corrupción en su mente y en su cargo, siga con ese roleo tan corrompido como su majestad.
avatar
Itnemb

Mensajes : 1845
Fecha de inscripción : 20/11/2012
Localización : Unknown

http://www.habbowars.com/f5-preguntas-frecuentes

Volver arriba Ir abajo

Re: [ROLEO DE PRIMUS GOLUUD] CORRUPCIÓN

Mensaje por Invitado el Lun Dic 08, 2014 4:21 am

Editado.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: [ROLEO DE PRIMUS GOLUUD] CORRUPCIÓN

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.